¡Atención el dulce de leche es peligrosamente delicioso!

Todos los que hayáis probado ya el dulce de leche sabréis que es irresistible y si alguno aún no lo habéis hecho aquí tenéis la oportunidad de conocer esta crema dulce argentina.

Hay muchas formas de comer el dulce de leche, yo por ejemplo lo traje a la oficina y desayunamos pan con un poco de dulce de leche, incluso mis compañero lo mezclan con un poco de Philadelphia o mantequilla, también lo podéis echar en el café o al helado, pero no solo eso también podéis usarlo como complemento para bizcochos, tartas o muffins. Confieso que de vez en cuando también me gusta tomar una cucharadita sin nada, lo sé soy demasiado golosa :)

Como otras recetas esta tiene una historia curiosa, no se sabe si es totalmente cierta o no pero os la voy a contar:

Se dice en Argentina que en el año 1829 Juan Manuel de Rosas y Juan Lavalle se iban a reunir para firmar un pacto de paz. Lavalle llegó primero y estaba muy fatigado así que quedó dormido en la cama de “de Rosas”. La criada de este hervía leche con azúcar para acompañar el mate, de repente se encontró a Lavalle durmiendo en la cama de su patrón y le pareció una desfachatez así que llamo a los guardias. En esas que llego de Rosas que no se enfadó con lo ocurrido y le dijo a la criada que sirviera el mate. Esta recordó en ese momento que había dejado en el fuego el agua con azúcar, salió corriendo y cuando llegó se encontrón con una sustancia espesa y amarronada. Cuando se lo mostró a de Rosas a este le gustó mucho y compartió el dulce con Lavalle mientras discutían sobre el pacto.


Receta: Dulce de leche argentino

PORCIONES: 250 ml. (más o menos) / TIEMPO: 2 horas

INGREDIENTES

1 Litro de leche
300 gr. de azúcar
1 cucharadita de esencia de vainilla
Una pizca de bicarbonato (algo menos de media cucharadita)

PREPARACIÓN

1. Ponemos la leche y el azúcar en una olla mediana a fuego alto y removemos bien.

2. Cuando veamos que va a empezar a hervir, retiramos la olla y bajamos a fuego medio.

3. Agregamos la vainilla y el bicarbonato, removemos bien y volvemos a poner la olla a calentar.

4. Muy importante remover bien cada unos 10 minutos.

5. Cuando la leche vaya tomando el color propio del dulce de leche (1 hora y 20 después más o menos) , vamos a remover cada 5 minutos.

6. Vamos a ir viendo que la leche empieza a ser más densa. Cuando tengamos el espesor deseado, retiramos del calor.
* Tener encuenta que cuando se enfríe se pondrá más densa. Podemos sacar una cucharita ponerla en un plato y ver cuando se enfríe si tiene la textura que nos gusta.

7. Ponemos el dulche de leche en un bote y si queremos que se enfríe rápido metemos el bote en agua fría.

CONSEJO:
No os desesperéis que parece que nunca va a espesar, pero al final termina haciendolo.