Hoy viajamos a la ¡Bella Italia! creo que la pizza es todo un éxito siempre, no importa la ocasión. La pizza además de la hamburguesa son los platos más famosos en todo el mundo, no importa a que parte del mundo vayas que podrás encontrar estos platos.

La pizza como ahora la conocemos, nace en Napoles, era un plato elaborado entre la gente humilde, ya que el costo de la elaboración no era muy elevado. La composición no era tan variada como ahora: era una masa elaborada en el horno con tomate y queso por encima. Ahora en cada región es típica con uno u otros ingredientes.

Aunque la pizza sea la más conocida, en otro países existen platos muy parecidos y también deliciosos, como “La coca” en España, el “Flammkuchen” en Alemania o “Pide” en Turquía.

Merece la pena dedicarle un poco de tiempo a la preparación ya que te sorprenderá la diferencia en el sabor con las del supermercado. Lo más importante es la elaboración de la masa, después puedes hacerla a tu gusto, con cualquier ingrediente que puedas imaginar: nata, tomate, bacon, gambas, embutidos, carnes, diferentes quesos, etc. ¡Y hasta se puede congelar la masa!


Y ahora vamos a por la receta de uno de mis platos favoritos:

RECETA PIZZA PESTO CON SPINACI

PORCIONES: 4 pizzas / TIEMPO: 40 minutos

INGREDIENTES

Para la masa:
  • 400 gr. de harina
  • 1 sobre de levadura (aprox. 7 gr.)
  • 300 ml. de agua (templada)
  • 2 cucharadas de aceite
  • 1 cucharadita de sal
Para el relleno:
  • 100 ml. de nata para cocinar
  • 100 gr. de pesto verde
  • 400 gr. de queso para pizza (hilos)
  • 10 o 12 hojas de espinacas (grandes)
  • Orégano
Aliño del tomate:
  • 400 gr. de Tomates
  • 1 o 2 dientes de ajos
  • Aceite
  • Vinagre
  • Albahaca
  • Sal

PREPARACIÓN

Comenzamos con la masa:

1. Ponemos en un bol la harina, el aceite y la sal. Diluimos el sobre de levadura en el agua templada y lo añadimos. Amasamos hasta tener una masa homogénea y que no se quede pegada en las manos, reservamos unos 20 minutos mientras vamos preparando los demás ingredientes.

* En caso que quede muy líquida añadimos un poco más de harina, si al contrario nos queda muy seca añadimos un poco de agua.

masa_pizza_receta

Preparar el relleno:

2. En un vaso juntamos la nata y el pesto, mezclamos bien.

3. Cortamos las espinacas en trozos más pequeños si las hojas son muy grandes.

Aliñamos el tomate:

4. Troceamos el tomate, picamos chiquito el ajo y los ponemos en un bol. Le añadimos una pizca de sal, una pizca de albahaca, un chorrito de aceite y un chorrito de vinagre. Mezclamos bien y reservamos.

tomate_ajo_pizza

5. Dividimos la masa en cuatro bolas más pequeñas y cogemos una. Espolvoreamos un poco de harina sobre la mesa de trabajo y sobre el rodillo. Aplastamos la bola un poco con ayuda de las manos y la estiramos con el rodillo hasta dejar la masa fina (repetimos el proceso con cada una de las bolas).

Truco: Si no tenemos rodillo podemos ayudarnos por ejemplo con una botella de vino.

receta_masa_pizza

6. Ponemos sobre la masa un poco de la salsa preparada anteriormente (nata y pesto), agregamos el queso y un poco de orégano.

receta_pizza_queso_nata_pesto

7. Metemos al horno (previamente precalentado) a 180ºC durante unos 10 – 12 minutos o hasta que se dore la masa.

8. Sacamos la pizza del horno, le ponemos las hojas de espinacas y trocitos de tomate bien repartidos por toda la pizza.

receta_pizza_pesto_spinaci

9. ¡A disfrutar! Es mi pizza favorita así que espero opiniones.